lunes, 28 de diciembre de 2009

Los lugares más fríos del Sistema Solar

Hace unas semanas, los astrofísicos anunciaban haber hallado el lugar más frío del Sistema Solar en un cráter de nuestra propia Luna, en una zona donde nunca llega la luz del Sol. En un futuro, esperemos que más próximo que lejano, hallaremos lugares más fríos aún en otras lunas más alejadas de nuestra estrella e incluso en zonas pertenecientes a objetos transneptunianos no expuestas a la radiación solar. Pero como ahora eso no es posible, vamos a resumir brevemente algunas de las áreas más frías localizadas de nuestro Sistema Solar.



Marte

El año pasado, la Phoenix Mars Lander de la NASA observó la nieve depositada en la región norte de Marte llamada Vastitas Borealis, donde aterrizó el 25 de mayo de 2008 al excavar debajo de la superficie en busca de hielo de agua. Las zanjas excavadas por el brazo robótico, efectivamente expusieron el hielo subterráneo,y arrojaron más luz sobre la historia del agua en el planeta rojo. Además de las nevadas ligeras, Phoenix observó la formación de hielo en la superficie marciana similar a como ocurre en nuestro invierno cuando la nieve comienza a acumularse en el hemisferio norte. De hecho, se cree que el módulo de aterrizaje se ha cubierto de hielo debido a este fenómeno desde que la NASA perdió contacto con él en noviembre de 2008.


Titán

Los lagos de metano y etano líquido salpican el paisaje de esta luna de Saturno, en un ambiente más frío que la Antártida. Pero a pesar de su estado general más gélido, el viento, las lluvias y los procesos tectónicos en Titán lo convierten en uno de los análogos más cercanos de la Tierra en el Sistema Solar. Aunque la temperatura media de la superficie del satélite es de menos 180 grados Celsius,el metano y el etano podrían proporcionar un refugio para la vida.




Encélado

Encélado tiene géiseres de agua gaseosa que surgen en su superficie en un proceso llamado criovulcanismo. Existe un fuerte debate sobre la composición exacta del planeta y de las plumas que expulsa. Algunos científicos sostienen que la luna contiene alguna corriente de agua, mientras que otros mantienen que está formado sólo por hielo sólido.







Europa

Europa, una luna de Júpiter, también es un mundo helado, que muestra una apariencia característica de una superficie de hielo de agua (a una temperatura de casi menos 184 grados Celsius) con un posible océano de agua líquida en su interior. La superficie helada es una de las más suaves en el Sistema Solar, marcada por algunas grietas y rayas, pero con relativamente pocos cráteres. A pesar de la corteza helada y de las temperaturas superficiales gélidas, algunos científicos creen que el calor de la dínamo interior de la luna y la fuerza de marea generada por Júpiter, podrían mantener el océano lo suficientemente caliente como para sustentar la vida.



Cometas

Estos cuerpos son las colecciones de polvo, hielo de agua, y pedazos de roca que provienen de los límites exteriores del Sistema Solar. Desarrollan su cola reveladora cuando su órbita los acerca al Sol y los materiales volátiles encerrados en la roca se vaporizan por la radiación solar. Pero cuando están en el Sistema Solar exterior, se mantienen congelados conservando en la mezcla helada los trozos de material que queda de la formación del Sistema Solar.






Urano

Es uno de los cuatro gigantes gaseosos, y a veces recibe la categoría de "gigante de hielo", junto con Neptuno. La atmósfera de Urano, formada por hidrógeno, helio, agua, amoniaco y metano helado, es la más fría de los planetas, con una temperatura de menos 224 grados Celsius.








Plutón

A principios de este año, los científicos determinaron que la atmósfera de Plutón está más caliente de lo que se pensaba anteriormente. Pero caliente es un término relativo. El aire sobre la superficie del planeta enano tiene una temperatura de -180 grados Celsius, mientras que su superficie se encuentra a -220 grados Celsius. Desde su descenso de categoría de estatus de planeta en 2006, Plutón ha sido agrupado en una clase de organismos conocidos como el Cinturón de Kuiper.



El espacio en sí

Uno de los lugares más fríos en el espacio es el espacio mismo. La radiación de fondo de microondas que impregna todo el Universo (y que es la energía remanente del Big Bang teórico) tiene una temperatura de unos -270 grados Celsius.






Nave espacial Planck

El lugar más frío conocido en el espacio no es un cometa helado, o incluso el propio espacio, sino que es algo que el hombre ha construido: la nave de la Agencia Espacial Europea Planck. En su camino hacia su punto órbital final - donde se observará la radiación remanente del Big Bang teórico - el telescopio se enfriará hasta la temperatura de funcionamiento de menos 273,05 grados Celsius. Esta temperatura es de sólo 0,1 grados Celsius por encima del cero absoluto, la temperatura más fría posible, en teoría, en nuestro Universo.




Los cráteres polares de la Luna

Paradójicamente, el lugar más frío conocido hasta ahora en el Sistema Solar no es un objeto distante en órbita en el cinturón helado de Kuiper, sino que se encuentra mucho más cerca del Sol. En septiembre, la nave de la NASA Lunar Reconnaissance Orbiter midió la temperatura de los cráteres permanentemente en sombra en el polo sur de la Luna, donde su compañera, la sonda LCROSS encontró depósitos de hielo de agua después de impactar en un cráter en octubre. Los instrumentos del LRO encontraron que los cráteres se encontraban a menos de -238 grados Celsius. ¡ Más fríos incluso que la superficie del lejano Plutón!




Enlace original: Space.com

2 comentarios:

  1. Este artículo sirve para ilustrar que no siempre se cumple que a mayor distancia del Sol, las temperaturas son más gélidas.

    ResponderEliminar