miércoles, 6 de enero de 2010

El jet que nunca existió


En 1920, los astrónomos Herber Curtis y Harlow Shapley tenía un famoso debate sobre la naturaleza de las "nebulosas espirales". Curtis argumentó que eran "universos isla", o lo que hoy llamaríamos una galaxia. Shapley era de la opinión de que eran estructuras espirales dentro de nuestra propia galaxia. Una de las evidencias que Shapley expuso para avalar su arfirmación era la detección de rotación en estos objetos en un período de aproximadamente 105 años. Si estas nebulosas espirales estaban realmente tan lejos como Curtis sugería significaría que estarían rotando a velocidades superiores a la de la luz en sus bordes externos. Más tarde se determinó que esta rotación tan rápida se debía a una ilusión y no a la realidad, ya que los movimientos de rotación de las galaxias no son percibidos durante una vida humana. Sin embargo, en poco más de 40 años se han observado cambios perceptibles en la galaxia NGC 3303.
En 1964, Halton Arp observó a NGC 3303. Esta galaxia de forma espiral irregular emitía un jet sobresaliendo de la parte noroeste. En el 2006, los astrónomos Jeff Kanipe y Dennis Webb clasificaron a este chorro como un "desafío" para los astrónomos.
En 2009, un aficionado llamado Rick Johnson intentó realizar una fotografía de larga exposición de NGC 3303. Cuando terminó su imagen comprobó que el jet había desaparecido, hecho que nadie había notado hasta entonces.
La única explicación plausible es que el chorro detectado en realidad no existiera. Es posible que fuera un defecto de la fotografía antigua. Otra posibilidad era que la estructura fotografiada existiera, pero que no se tratara de un jet de la galaxia. ¿Podría haberse tratado de un cometa que estuviera pasando justo por la zona hace más de 40 años? Contrastando datos con el Centro de Planetas Menores para determinar si alguno de los asteroides conocidos o planetas menores había estado en la vecindad de la galaxia cuando se tomó la imagen, se localizó que un planeta menor, TU240, descubierto el 6 de octubre de 2002 por el Near Earth Asteroid Telescopio en Haleakala, Maui, Hawaii, estuvo muy cerca de NGC 3303 en la zona del desaparecido jet.
Esta no es la primera vez que un objeto ha sido pre-descubierto siendo su verdadera naturaleza determinada años después. Hay pruebas de que el planeta Neptuno fue observado por lo menos en tres ocasiones diferentes (en particular por Galileo) antes de que se entendiera su naturaleza.

Más información en el enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario