domingo, 31 de enero de 2010

Los astrónomos descubren estrellas frías

Un equipo internacional, liderado por astrónomos de la Universidad de Hertfordshire han descubierto lo que puede ser el astro más frío, es decir, el cuerpo sub-estelar más gélido que se ha encontrado fuera de nuestro Sistema Solar.
Usando el Telescopio de Infrarrojos del Reino Unido (UKIRT) en Hawai, se ha descubierto lo que astronómicamente se conoce como una enana marrón.
El objeto es conocido como SDSS1416 13 B y está orbitando alrededor de una enana marrón un poco más brillante y más caliente, SDSS1416 13 A. El miembro más brillante de la pareja fue detectado en luz visible por el Sloan Digital Sky Survey. Por el contrario, SDSS1416 13 B sólo se ve en la luz infrarroja. La pareja se encuentra a una distancia de entre 15 y 50 años luz del Sistema Solar, es decir, a una distancia astronómica muy corta. El Dr. Philip Lucas, de la Universidad de Hertfordshire, indica que este astro cuenta con una temperatura no muy superior a los 200 grados centígrados.


SDSS1416 13 B fue descubierto por el Dr. Ben Burningham, de la Universidad de Hertfordshire, como parte de una investigación dedicada a las enanas marrones frías mediante el uso del infrarrojo UKIRT Deep Sky Survey (UKIDSS). El objeto parecía mucho más azul en las longitudes de onda más cercanas al infrarrojo que cualquier enana marrón vista antes. Un espectro de infrarrojos cercano tomado con el telescopio japonés Subaru en Hawai,demostró que es un tipo de enana marrón llamada enana T, astros que son llamados así porque tienen una gran cantidad de metano en su atmósfera, pero con la peculiar característica de que presentan una gran brecha en ciertas longitudes de onda.
El Dr. Burningham pronto se dio cuenta de que una estrella más brillante observada previamente, SDSS1416 13 A, que aparecía cerca de la imagen del UKIDSS, también era una enana marrón. Los miembros del equipo del Dr. Sandy Leggett, del Observatorio Gemini, utilizando datos proporcionados por el telescopio espacial Spitzer sobre SDSS1416 13 B, midieron el color en el infrarrojo medio, puesto que es el indicador más fiable de la temperatura, y se encontraron que es más roja que las enanas marrones habituales. La comparación con los modelos teóricos de las atmósferas de las enanas marrones, proporcionan una estimación de la temperatura de unos 500 grados Kelvin (227 grados Celsius). Además todo parece indicar que esta pareja de enanas marrones son muy pobres en elementos pesados, lo que indicaría que son muy viejas.
Demasiado pequeñas para ser estrellas, las enanas marrones son astros con masas inferiores a las estrellas, pero más grandes que los planetas gaseosos gigantes como Júpiter. Debido a su baja temperatura, estos objetos son muy débiles en la luz visible, y se detectan por su brillo en longitudes de onda infrarrojas.

Más información en el enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada