domingo, 12 de septiembre de 2010

Una protonebulosa espiral perfecta


El Telescopio Espacial Hubble ha capturado una imagen poco frecuente de una espiral en el espacio. No es una galaxia espiral, ni su origen es artificial, pero su forma la convierte en la nebulosa planetaria de forma espiral geométrica más perfecta jamás vista. La nebulosa, llamada IRAS 23166 1655, se está formando alrededor de la estrella LL Pegasi, en la constelación de Pegaso.
La imagen muestra lo que parece ser un patrón de espiral delgada en cuyo centro está la estrella escondida detrás del polvo. Mark Morris, de la UCLA, y un equipo internacional de astrónomos, dicen que los materiales que forman la espiral se mueven hacia afuera a una velocidad de 50.000 km/h. Combinando los datos de velocidad y separación de las conchas, se ha calculado que cada capa se produce cada 800 años.

La forma de espiral sugiere un origen regular y periódico en la forma de la nebulosa, lo que hace pensar a los astrónomos que LL Pegasi es una estrella binaria. Una de las estrellas del sistema pierde material a medida que las dos estrellas orbitan una alrededor de la otra,siendo el periodo orbital de la pareja, 800 años, es decir, el mismo tiempo en el que se forma cada una de las conchas que confieren la espiral.
Se han observado muchos depósitos concéntricos en torno a un importante número de nebulosas protoplanetarias, pero esta espiral casi perfecta es única.
Morris y su equipo comentan que las pequeñas anomalías que se observan en la espiral proceden de la excentricidad de las órbitas de las binarias, ya que esto causa diferentes proyecciones de los planos orbitales.
Las nebulosas planetarias se forman cuando las estrellas de alrededor de la mitad de la masa solar, hasta ocho masas solares llegan al final de sus vidas. Las capas exteriores de gas se desprenden y derivan en el espacio.

Más información en el enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada