jueves, 6 de octubre de 2011

Un reloj de arena descubierto en el Cinturón de Kuiper

Un objeto extraño, denominado  2001QG298, y con forma de reloj de arena, ha sido descubierto en el Cinturón de Kuiper. Este puede ser el primero de los muchos cuerpos similares que aún se espera descubrir en el exterior del Sistema Solar.
Este hallazgo ha sido presentado por el Dr. Pedro Lacerda en el Congreso Europeo de Ciencias Planetarias que se celebra estos días en Nantes, Francia.
Los objetos del Cinturón de Kuiper (KBO o TNO) orbitan alrededor del Sol más allá de la órbita de Neptuno y son los restos mejor conservados de la formación planetaria. 2001QG298 está compuesto por dos componentes que orbitan tan cerca de sí que podrían contactar. Lacerda afirma que su forma sería la similar a poner dos huevos juntos unidos de punta a punta.
La extraña forma de este objeto fue descubierta por el Dr. Scott Sheppard y David Jewitt en 2004, al darse cuenta de que el brillo de 2001QG298 variaba periódicamente al triplicarse en un periodo de 7 horas o menos.
"El objeto está tan distante que no podemos resolver su forma. Sin embargo, esta oscilación de brillo, llamada lightcurve o curva de luz, revela la extraña forma de 2001QG298 a medida que gira. El objeto parece débil a veces, porque uno de los lóbulos se oculta detrás del otro, por lo que un área menor refleja la luz solar. A medida que el componente sale a la vista, podemos ver la totalidad de la forma de reloj de arena. El área reflectora se incrementa y consecuentemente el cuerpo brilla más", explica Lacerda.

Sin embargo, un nuevo estudio realizado por  Lacerda muestra que 2001QG298 posee una rotación  casi perpendicular al plano de su órbita alrededor del Sol. Lacerda volvió a medir la curva de luz del objeto a finales de 2010 y se dio cuenta de que había cambiado en el periodo desde el que Sheppard y Jewitt habían realizado sus observaciones. La variación de la curva de luz es ahora visiblemente más superficial.
"Es imposible deducir de las observaciones originales si la rotación y el plano orbital de  2001QG298 estaban alineados o perpendiculares", comenta Lacerda.
Era imposible deducir de las observaciones originales, si la rotación y el plano orbital de 2001QG298 estaban alineados o perpendiculares es decir, si el objeto giraba en sentido horizontal, como las palas de un helicóptero o verticalmente, como la hélice de un avión. Los cambios en la variación de la curva de luz obtenidos en esta última investigación demuestran que probablemente sería aproximadamente vertical. Como 2001QG298 se mueve en su órbita alrededor  del Sol,  su geometría nos muestra gradualmente una apertura, es decir, cada vez se hace visible más superficie reflectante que hace disminuir progresivamente la variación de brillo.
La consecuencia más importante de este hallazgo es que sugiere que este tipo de  KBOs dobles podrían ser muy comunes. Cuando en 2004 Sheppard y Jewitt encontraron a 2001QG298 en una muestra de 34 KBOs se dieron cuenta de que tenían la suerte de ver su naturaleza binaria. Entonces estimaron que aproximadamente el 10% de todos los KBOs son binarios de contacto, en el supuesto de que sus inclinaciones sean aleatorias.


Sin embargo, Lacerda cree que la inclinación de los binarios de contacto en realidad no puede ser al azar.
"Fue una sorpresa encontrar que 2001QG298 está inclinado 90 grados, pero esta no es la primera vez que hemos visto un sistema binario de contacto", especula. "Hay otro objeto doble famoso, un gran asteroide troyano llamado 624 Hektor . Ese objeto  también está inclinado casi 90 grados ".
Si los binarios de contacto tienden a estar muy inclinados entonces la oportunidad de ver sus curvas de luz  características es aún más pequeña - sólo dos veces en cada órbita. La identificación de uno de ellos en una pequeña muestra implica que los binarios de contacto pueden ser aún más abundantes de lo que inicialmente pensaron  Sheppard y  Jewitt. Lacerda estima que hasta un 25% de los KBOs son binarios de contacto.
"Si los binarios de contacto tienden a ser muy inclinados  nos pueden estar diciendo algo acerca de cómo  se formaron estos objetos", concluye Lacerda.

Más información en el enlace.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada