sábado, 20 de diciembre de 2014

Una colorida reunión de estrellas de mediana edad

Crédito:
ESO/G. Beccari
El telescopio MPG/ESO de 2,2 metros, instalado en el Observatorio La Silla de ESO, en Chile, ha captado una colorida imagen del brillante cúmulo estelar NGC 3532. Algunas de las estrellas aún brillan con un color azulado, lo cual nos dice que están calientes, pero muchas de las estrellas más masivas se han convertido en gigantes rojas y resplandecen en ricas tonalidades anaranjadas.

NGC 3532 es un brillante cúmulo abierto situado a unos 1.300 años luz de distancia, en la constelación de Carina (la quilla de la nave Argo). Informalmente se conoce como el cúmulo de los buenos deseos (en inglés, Wishing Well Cluster), por su semejanza con el brillo que desprenden las monedas de plata que se lanzan a un pozo de los deseos. También es conocida como el cúmulo de fútbol, aunque, en este caso, depende de a qué lado del Atlántico se viva, ya que se llama así por su forma ovalada: a los ciudadanos de los países en los que se juega al rugby, les recuerda a un balón de los utilizados en ese deporte.

Este grupo de estrellas muy brillantes puede contemplarse a simple vista desde el hemisferio sur. Fue descubierto por el astrónomo francés Nicolas Louis de Lacaille, mientras observaba desde Sudáfrica en 1752, y fue catalogado tres años más tarde, en 1755. Es uno de los cúmulos estelares abiertos más espectaculares de todo el cielo.


NGC 3532 cubre un área del cielo que es casi el doble del tamaño de la Luna llena. Durante su estancia en el sur de África, en la década de 1830, John Herschel lo describió como un cúmulo rico en estrellas binarias al observar "varias elegantes estrellas dobles". Como anécdota histórica, mucho más reciente, NGC 3532 fue el primer objeto observado por el telescopio espacial Hubble de NASA/ESA, el 20 de mayo de 1990.

Esta agrupación de estrellas tiene unos 300 millones años de antigüedad. Esto hace de este cúmulo abierto un estándar de cúmulo de mediana edad [1]. Los cúmulos de estrellas que comenzaron con masas moderadas todavía brillan con colores blancoazulados, pero las más masivas ya han agotado sus suministros de hidrógeno y se han convertido en estrellas gigantes rojas. Como resultado, es un cúmulo rico en estrellas tanto azules como anaranjadas. Las estrellas más masivas del cúmulo original ya agotaron sus breves (pero brillantes) vidas y explotaron como supernovas hace mucho tiempo. También hay numerosas estrellas más tenues, menos llamativas y de menor masa, que tienen vidas más largas y brillan en tonos amarillos o rojos. NGC 3532 cuenta con unas 400 estrellas en total.

El cielo de fondo de esta rica zona de la Vía Láctea está cargado de estrellas. También pueden observarse algunos trazos rojos de gas brillante, así como sutiles caminos de polvo que bloquean la visión de las estrellas más distantes. Estos, probablemente, no están conectados al grupo, que tiene edad suficiente para haber eliminado de su entorno cualquier material.

Esta imagen de NGC 3532 fue captada por el instrumento Wide Field Imager, instalado en el Observatorio La Silla de ESO, en febrero de 2013.



Notas

[1] Las estrellas con masas muchas veces la del Sol, tienen una vida de sólo unos pocos millones de años; se espera que el Sol tenga una vida total de 10.000 millones de años; y se cree que las estrellas de baja masa tienen vidas de cientos de miles de millones de años, mucho más que la edad actual del universo.


Enlace original: ESO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada