miércoles, 26 de agosto de 2015

El descubrimiento de 51 Eridani b (1)

Crédito: Danielle Futselaar y Franck Marchis, SETI Institute

Una de las mejores formas de aprender como nuestro Sistema Solar evolucionó en mirando sistemas estelares más jóvenes, que se encuentren en etapas tempranas de su desarrollo. Recientemente, un equipo de astrónomos que incluye científicos de la NASA ha descubierto un planeta similar a Júpiter en un sistema joven que podría servir para entender como los planetas se formaron alrededor de nuestro planeta.

El nuevo planeta, llamado 51 Eridani (Eri) b, es el primer exoplaneta descubierto por el Gemini Planet Imager (GPI), un nuevo instrumento fruto de la colaboración internacional e instalado en el telescopio de 8 metros Gemini South Telescope (Chile). El GPI fue diseñado específicamente para descubrir y analizar débiles planetas orbitando estrellas brillantes usando la técnica de "imagen directa", y en el cual los astrónomos usan óptica adaptiva para obtener imágenes más nítidas de la estrella, de modo que sea más sencillo bloquear su luz. El resto de luz que llega es analizada, y aquellos puntos luminosos observados indican un posible planeta.

Tal y como indica James Graham, profesor en la Universidad de California (Berkeley) y científico del proyecto GPI, "Esto es exactamente la clase de planeta en el que pensamos cuando diseñamos el GPI".

Otros métodos de detección de planetas son indirectos, como por ejemplo el método de tránsitos usado por la misión Kepler de la NASA, en el cual se descubren los planetas mediante la medición de la caída de la luz de la estrella cuando el planeta cruza por delante de ella.

Tal y como Bruce Macintosh señala, profesor de física en la Universidad de Stanford y miembro del Kavli Institute for Particle Astrophysics and Cosmology, para detectar planetas, Kepler ve su sombra mientas que GPI ve su luz.

A escala temporal cósmica, 51 Eridani es un sistema joven y esto hace posible la detección de un planeta. Cuando un planeta se forma, el material que cae hacia el planeta libera energía y lo calienta. A lo largo de los próximos cientos de millones de años radiará esta energía principalmente en el infrarrojo.

Para Macintosh, quién lideró la construcción del GPI y ahora lidera el estudio que busca planetas, "Muchos de los exoplanetas fotografiados anteriormente por astrónomos tienen atmósferas muy similares a estrellas frías. Sin embargo este se parece más a un planeta".

Las observaciones con GPI mostraron que 51 Eri b tiene cerca de dos veces la masa de Júpiter. Otros planetas fotografiados son cinco o más veces pesados que Júpiter. Por lo tanto, se trata del exoplaneta de menor masa hasta ahora fotografiado, a la vez que el má frío -unos 420ºC frente a otros que rondan los 650ºC-. 


Fuente de la noticia: NASA

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada