sábado, 4 de julio de 2009

Campaña de observación de Epsilon Aurigae



Almaaz o épsilon aurigae es la quinta estrella más brillante de la constelación de Auriga y se encuentra a unos 2.000 años-luz de nuestro Sistema Solar.

En 1.821 Johann Fristch, percibió por primera vez un descenso en el brillo de Almaaz. Posteriormente, entre 1.842 y 1.848, Eduard Heis y Friedrich Wilhelm Argelander, la estudiaron más detenidamente. También fueron registrados los cambios de brillo de 1.874 y 1.874, y los de 1.901 y 1.902. Basándose en estas observaciones, Ludendorff propuso que esta estrella era variable tipo Algor. Pero incluso hoy, un siglo después, se desconoce qué clase de objetos celestes componen este sistema. El periodo orbital que se ha establecido es de 27,12 años, por lo que es una variable de largo periodo. De momento, lo que se conoce de este sistema es:

-Se trata de una variable eclipsante tipo Algor, porque las variaciones de brillo se producen en intervalos regulares de tiempo.

-La estrella principal, Almaaz, es la componente visible del sistema. Es una supergigante blanco-amarilla de tipo espectral F0 o A8 con una temperatura superficial de 7.800 K, y su luminosidad equivale a 47.000 soles. Su diámetro es cien veces el solar y su masa equivale a unas 18 veces, la masa de nuestro Sol. Es probablemente una estrella pulsante que sufriría leves variaciones de brillo de modo similar a como lo hacen las variables cefeidas con un periodo de unos 66 días.

-A mitad del eclipse se produce un extraño aumento de brillo, como se puede comprobar en los datos recogidos durante los últimos eclipses.
Se desconoce la naturaleza de la otra, u otras componentes del sistema. En 1.937, Gerard Kuiper, Otto Struve y Bengt Strömgren, apuntaron a que la segunda componente podría tratarse de una estrella extremadamente fría y tenue, llegando a ser semitransparente, lo que explicaría el aumento de brillo en la mitad del eclipse. Pero la teoría actual, propuesta por James Kemp, y la que se acepta mayoritariamente es que en torno de Almaaz gira un sistema de dos estrellas con un grueso anillo de polvo a su alrededor de opacidad variable.

Para explicar la curva de luz que se produce durante el eclipse, se deduce que el disco debe tener una forma plana. Para ello, en su centro debe haber un objeto muy masivo. Pero para que se produzca ese aumento de brillo en la mitad del eclipse, el disco debe tener un en su centro un hueco por el que escaparía la luz, y esto sólo podría ser posible si el objeto masivo que se encuentra en el disco es un sistema binario. Se sospecha que las dos estrellas son de tipo B muy próximas entre sí, y separadas de Almaaz unas 30 UA, siendo el diámetro de anillo de unas 20 UA.

Si se tratara de una única estrella y no de un sistema binario, esta estrella podría haber desarrollado el disco a partir de un fuerte viento solar. Y se sabe que no podría tratarse de un agujero negro por que no se producen emisiones de alta energía.


El próximo eclipse se producirá entre agosto de 2.009 y mayo de 2.011 y se pide la colaboración de todos los astrónomos aficionados interesados para recabar información sobre este extraño sistema. La Asociación Americana de Observadores de Estrellas Variable (AAVSO), ha lanzado un comunicado para animar a observar esta estrella. También es una actividad que se tiene programada para el Año Internacional de la Astronomía que se celebra este año.


Lo que podemos aprender de las nuevas observaciones es cuál es la masa del sistema y su estado evolutivo, así como cuáles son sus componentes y la geometría del conjunto. Además, se quieren investigar los cambios físicos que se producen en el sistema, especialmente dentro del disco.


Por último añadiré una imagen comparando el sistema Épsilon Aurigae con nuestro Sistema Solar.














No hay comentarios:

Publicar un comentario